miércoles, 13 de noviembre de 2013

Fotografía con multiexposición

Menú de multiexposición
La fotografía de multiexposición es algo que siempre ha existido pero poco se ha llevado a cabo por su "complejidad". Consiste simplemente en fotografiar, en el mismo fotograma, 2 o más tomas o exposiciones.

La complejidad viene de la antigua fotografía química, ya que este tipo de fotografías se hacia a "ciegas" pudiendo ver los resultados únicamente después de haberlas positivado, además de otros factores, como tener una película y papel de revelado limitados, junto al material preciso para el positivado que era algo elevado.

La fotografía digital permite comprobar los resultados al instante, además de abaratar considerablemente la muestra de las fotografías, aún así hay que tener en cuenta ciertos aspectos básicos que pueden pasar desapercibidos al aficionado que se inicie en este tipo de fotografía, haciendo que sus resultados no sean lo que esperaba.
  1. Compensa la exposición. Esto se olvida, pero hay que tenerlo muy en cuenta, ya que al exponer dos o más veces las fotografías tienden a sobreexponerse y salir quemadas. Haz la medición de una fotografía y reduce un punto o punto y medio (es lo mismo que subexponer), pero aumenta los puntos si sacas muchas tomas.
  2. Utiliza trípode. Es lo más aconsejable si quieres exponer un mismo encuadre.
  3. Velocidades de exposición rápidas. Para aquellas fotografías que no requiera trípode. Evitarás trepidaciones.
  4. Vigila las iluminaciones y las sombras. Quizás pueda parecer repetitivo, pero sabiendo que hay que reducir varios puntos la exposición debido a las multiexposiciones, hay que tener en cuenta las luces y sombras que saldrán en la imagen, ya que quizás, la iluminación del encuadre elegido podría no resultar el más adecuado para este tipo de fotografía.
  5. Planifica tus tomas. Aunque parezca obvio, muchas veces la planificación se deja al azar, pero en este tipo de fotografía si no tientes una buena planificación, puede que la mayoría de las tomas no sean lo que esperabas y te hagan abandonar el estilo de fotografía de multiexposición y, quien sabe quizás hubieras destacado...
  6. Flash. El uso de un flash controlado, puede ayudarnos a obtener resultados muy curiosos (flash dirigido hacia una zona concreta).
Para finalizar, comprueba que tú cámara puede multiexponer, ya que algunos modelos básicos carecen de esta opción.