viernes, 3 de febrero de 2012

Función del obturador en cámaras digitales

Obturador de cortinilla
Sabemos que el obturador es la "puerta" que deja pasar una determina la cantidad de luz hacia el sensor, en la era química hacia la película del carrete, y también sabemos que el sensor no es sensible a la luz, sino que se activa/funciona con electricidad, es decir, puede haber una imagen incidiendo en el sensor, pero si el sensor está apagado no se capturará la imagen. Entonces ¿de qué sirve el obturador en una cámara digital, si el sensor solo se activa en la fracción de segundo en la que pasa la electricidad, este o no abierto? pues a esto responderemos ahora.

Hay que decir que no todas las cámaras digitales tienen obturador, algunas compactas no lo tienen, pero si que lo tienen las réflex y muchas de las bridge.

  • El motivo principal del obturador, es la de hacer "sentir" al fotógrafo el momento de la foto, la vibración natural del movimiento del obturador, para poder reaccionar con cierta destreza ante la toma de imágenes. Esta vibración era normal en las antiguas cámaras de carrete, pero con la llegada de la era digital no es necesario el obturador a causa del diferente funcionamiento del sensor respecto a la película. Este es el por qué del click sonoro de las cámaras digitales, aunque en muchas solo funciona para tener una idea "aproximada" del inicio de la exposición, pero no cuando acaba, en otras si suena cuando se cierra.
Existen otras razones de con cierto peso por las que deberían tener obturador, pero que sin embargo no son prioritarias, por tanto, no todas las cámaras optan por un mecanismo de obturación, nos referimos a muchas de las compactas.
  • Protege al sensor de motas de polvo o cualquier otro elemento que pueda perjudicar al sensor. Sobre todo en las réflex en el momento de intercambio de objetivos, en las compactas, al tener un objetivo fijo no es tan necesario.
  • Otra razón, es que protege al sensor de la luz, no es bueno que continuamente reciba luz un componente tan sensible. En especial de la fuerte luz del verano (y el calor que pueda general directamente en el sensor) al colocar la cámara, en un descuido, con la lente directamente hacia el Sol.